jueves

Y si quieres me subo o bajo la falda, como tu prefieras. Aunque esté prohibido correr o correrse.
Y puede que ya nada tenga sentido, que sean las 12 menos veinte y haya barra libre en el lemon. Y me niege rotundamente a subir a tu casa, a pesar de estar dentro de tu portal. Y si, enervo a cualquiera. Es mi forma de ser. Vivo intensamente y hago lo que me plazca. No hemos firmado un contrato de exclusividad, aunque un polvo sea solo un polvo. Y no mezclemos fechas, historias, recuerdos o el mono que tengas de morderme la boca, que son demasiadas primaveras e historias. Y no, no me vengas con que todo es distinto, que yo veo la misma mierda de siempre.

No hay comentarios: